El primer año de vida es realmente maravilloso, no hay aventura más mágica y emocionante. Como ya sabéis, nuestras sesiones de bebé se realizan a partir de los 6 meses y en esta etapa la ternura se desborda, tenemos la suerte de ser testigos de la complicidad que ya tienen al comunicarse con sus padres y de como juegan y disfrutan con ellos durante la sesión.